El libro de la semana: El último deseo

El libro de la semana: El último deseo

El libro de la semana: El último deseo

21 agosto, 2020 Categoría: Cultura Autor: 

«No me gustan las grandes palabras. Y sin usar grandes palabras no se lo puede describir». Esta es, tal vez, una de las mejores frases para empezar a hablar de la saga de libros de Geralt de Rivia, escrita por el autor polaco Andrzej Sapkowski a lo largo de 21 años (de momento, porque parece que podría haber otra entrega en el horno). Todo comienza con El último deseo.

Lanza al brujo monedas

Este mes el equipo de la serie de Netflix The Witcher ha reanudado el rodaje de la segunda temporada, interrumpida por la pandemia del coronavirus. Henry Cavill, su protagonista, no ha estado ocioso durante la cuarentena y nos ha regalado unas imágenes montándose un PC gaming que se han vuelto en virales. Pero dejemos a un lado esos brazacos y centrémonos en los libros.

La primera temporada de esta serie fue el exitazo de las Navidades pasadas. La trama está basada en su mayor parte en la colección de relatos de El último deseoel libro que inicia la saga de Geralt de Rivia. En realidad, la primera entrega que se publicó fue La espada del destino, pero El último deseo es la que origen a las historias del brujo.

Muchos espectadores que no se habían leído el libro se sorprendieron ante la caótica presentación de los acontecimientos, tres líneas temporales que parecían entremezclarse sin ton ni son. Pero, en realidad, el libro está contado de una manera muy similar.

La historia de las adaptaciones de esta saga es bastante curiosa, ya que se lanzaron cómivs y cinco videojuegos de acción RPG antes de la serie. Además, hubo un lío gordo de derechos y la cosa terminó un poco regular, pero esa es otra historia y será contada en otra ocasión.

El mundo cambia, el sol sale y la vodka se acaba

El último deseo es una de las dos antologías de cuentos que preceden la historia principal de Geralt de Rivia, el Lobo Blanco, uno de los pocos brujos que quedan. En sus páginas encontramos siete historias inspiradas en cuentos clásicos, como Blancanieves La Bella y la Bestia (que tienen origen más allá de Disney). Además, también conocemos a sus protagonistas, empezando por Geralt, el bardo Jaskier, la princesa Ciri y la poderosa (y egoísta) hechicera Yennefer de Vengerberg.

Este libro llegó en un momento en el que las sagas interminables de fantasía empezaran a cansar a los lectores y un poco antes de George R. R. Martin y su aún inacabada Canción de Hielo y Fuego (la saga detrás de la serie Juego de tronos). Sin embargo, a esas alturas de la película, muchos empezaban a pensar que la fantasía medieval ya no tenía nada nuevo que contarnos y que ningún libro superaría a El Señor de los Anillos (¿acaso alguno lo ha hecho?).

Pero entonces llegó Andrzej Sapkowski con su estilo desenfadado, sus tacos, sus referencias al folclore eslavo y su buen hacer. Y nos presentó una historia sobre un brujo rechazado por la sociedad que se dedica a cazar monstruos a sueldo para sobrevivir.

Sapkowski es un tipo bonachón, natural y campechano con gran afición a la cerveza (especialmente si estamos en una sesión de firmas bajo el sol abrasador de la Feria del Libro de Madrid en pleno junio). Ese carácter se impregna en las páginas de sus libros, junto a un tono descarado y osado que busca una lectura fresca, ligera y muy, muy divertida. Vamos, que es perfecta para leer en la playa este verano.

El último deseo que cambió el destino

El último deseo cuenta con una narración cercana, original y muy dinámica. Además, está salpicada de pequeños detalles que engrandecen la lectura. Así, Sapkowski recoge el testigo que dejara Bram Stoker en su magnífico Drácula y nos presenta unas palabras dignas de la España profunda. Incluso hay personajes a los que cuesta entenderlos por lo paleto de sus expresiones (un par de ejemplos: «Pues entonces meteislo en cintura aqueste diablo» o «Y que ca uno se ucupe del suyo»).

De esta forma, Sapkowski, al igual que Martin, nos presenta un mundo medieval alejado de romanticismos. El autor no se anda con rodeos ni grandes descripciones. Aquí las calles están sucias y huelen mal, los monstruos vencen y la gente malvive como puede. La historia es oscura, las criaturas son terroríficas, los políticos solo miran por su bolsillo y la mayoría de los personajes tiene el racismo grabado a fuego. Aunque quizá esto no pertenezca tan solo al terreno de la fantasía heroica.

Por otro lado, El último deseo se aleja de la grandilocuencia y de la épica (clásicos del género), presentándonos personajes muy molones y carismáticos para que, simplemente, pasemos un buen rato. Y, al mismo tiempo, nos recuerda que Polonia existe y que la buena literatura se puede encontrar en cualquier rincón del mundo. Como comienzo de una saga no está nada mal, ¿no?

Por supuesto, no podemos terminar este texto sin hacer una referencia a la canción del verano (o de las Navidades pasadas). ¿Con qué nuevo exitazo nos sorprenderá Jaskier en la segunda temporada de The Witcher? ¿Podrá mejorar la (casi) inmejorable ‘Toss a Coin to your Witcher’?

¿Te ha parecido interesante? Comparte este artículo en tus redes sociales:

Síguenos

Últimos posts

Calcula tu crédito online

¿Cuánto dinero necesitas?

50€

300€

¿En cuántos días quieres
devolverlo?

días

1

30

Importe solicitado

300

Intereses*

52

Total a devolver

352

Fecha de devolución

xx/xx/xxxx

* Por ejemplo, un crédito de 100€ a devolver en 15 días genera unos intereses de 17€ (TAE ~426%)

nb